13.10.06

carpe noctum



hay cosas que me marcaron, que dictaminan quien soy hoy, aunque no sepa bien quien sea, adonde voy.
se que hay cosas que por más insignificantes que parezcan, no lo son, todo es algo.
en la escuela me enseñaron esto:

"Tómame ahora que aún es temprano
y que llevo dalias nuevas en la mano.
Tómame ahora que aún es sombría
esta taciturna cabellera mía.
Ahora que tengo la carne olorosa
y los ojos limpios y la piel de rosa.
Ahora que calza mi planta ligera
la sandalia viva de la primavera.
Ahora que en mis labios repica la risa
como una campana sacudida aprisa.
Después..., ¡ah, yo sé
que ya nada de eso más tarde tendré!
Que entonces inútil será tu deseo,
como ofrenda puesta sobre un mausoleo.
¡Tómame ahora que aún es temprano
y que tengo rica de nardos la mano!
Hoy, y no más tarde. Antes que anochezca
y se vuelva mustia la corola fresca.
Hoy, y no mañana. ¡Oh amante! ¿no ves
que la enredadera crecerá ciprés?"


la premisa del carpe diem quedó estancada en mi mente...
nunca pude aplicar esta filosofía de vida, lo intente, no sirvo.
como consuelo he podido aprovechar ese período entre el crepúsculo y el amanecer.
escenario de criaturas fantásticas, de peligro, de oscuridad, donde todo es nada y nada es todo.

3 comentarios:

p dijo...

si nos superponemos en los horarios no avanzamos. yo tb voy de noche.
z? tambien?
d? sin duda.
a, muy bueno

chao

pd: esto lo escribo despues de "bolero", acá uso iniciales, allá no. siempre me pasa que uso mucho un recurso, lo peor que no me doy cuenta. pero acá me justifico.

Danny dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Danny dijo...

Carpe Noctum...
La sabiduría del silencio.